La seguridad vial participó en la media maratón de Bogotá

MAX, la imagen de nuestra campaña de seguridad vial fue el gran protagonista.

El pasado 28 de julio se llevó a cabo la vigésima edición de la media maratón de Bogotá y para Essilor fue la oportunidad perfecta para potenciar las acciones que permiten a las personas concientizarse sobre la seguridad en la vía.

Nuestro personaje MAX, un muñeco de pruebas de choque e imagen principal de nuestra campaña de Seguridad Vial, fue personificado por nuestro Country Manager, Felipe Chajin, quien convencido de la importancia de generar sensibilización entorno a una buena visión para mejorar la seguridad vial, fue protagonista entre los más de 33.000 atletas registrados y el abanderado para llevar el mensaje de esta importante causa social.

Las cifras sobre visión
Aproximadamente 2.500 millones de personas sufren de problemas de visión no corregidos, de estos, el 80% de los casos de visión deficiente se consideran evitables. En 2.006 la Organización Mundial de la Salud (OMS) situó a los problemas de visión dentro de los principales factores de riesgo en accidentes viales.

Las cifras de seguridad vial
Solo en 2018, en Colombia se registraron 6.476 fallecidos y 37.213 lesionados por cuenta de accidentes de tránsito, más de la mitad de estos fueron motociclistas. Estadísticamente se registró una víctima cada 12 minutos.

Teniendo todo esto en cuenta, nos planteamos el objetivo de hacer visibles a todas esas personas, dándole a MAX un motivo para participar en la media maratón; correr en representación de todas ellas. Además, lo vinculamos a una acción de responsabilidad social en la que donamos soluciones visuales en una dinámica que iba a tono con la carrera.

Para empezar, invitamos a todos los atletas a ser parte de una gran foto masiva que se realizó antes de iniciar la carrera donde todos, haciendo el guiño por la buena visión, hicieron un compromiso personal por cuidar su visión para tener seguridad en las vías.

Así mismo, por cada 25 personas que MAX sobrepasara durante la carrera, se donaba una solución visual a niños en condición de vulnerabilidad. Gracias a la posición final de MAX, Essilor logró entregar 310 soluciones visuales.

Por último, trasladamos las acciones a redes sociales (Instagram y Twitter) pidiéndole a los espectadores y asistentes que fotografiaran a MAX durante su recorrido y subieran las fotos usando el hashtag #CorroPorUnaBuenaVisión. Por cada 5 fotos subidas, se donaba una solución visual (examen + montura + lentes) adicional.

En total logramos donar, gracias a MAX y al apoyo de espectadores y atletas, 350 soluciones visuales.

Finalmente, con esta campaña, logramos que miles, tal vez millones de colombianos entendieran la importancia de una buena visión en las vías para reducir los accidentes de tránsito.